a
HomeVivir mejorLa moda de los jugos: ¿es saludable?

La moda de los jugos: ¿es saludable?

No hace falta ser un genio para saber que las frutas y las verduras hacen bien. Es de público conocimiento que incluso ayudan a prevenir y a combatir enfermedades. En función de sus beneficios, la Organización Mundial de la Salud recomienda consumir cinco porciones diarias de alimentos de origen vegetal.

 

 

 

 

Tal como viene ocurriendo con otras formas de incorporar hábitos saludables, muchos se están resignificando y hasta rebautizando: hay runners, veggies y ahora aparecieron los juicers. Este término viene de juicing, que consiste en incorporar los jugos nutritivos dentro de la alimentación, disfrutando los sabores, beneficios y propiedades. Algunos juicers incorporan los jugos de manera natural a su dieta, pero otros lo hacen de un modo exagerado y comparten sus experiencias en redes sociales. A pesar de lo que podría suponerse en una primera instancia, el consumo habitual de jugos naturales no es tan bueno como parece.

Los defensores de esta corriente consumen los jugos para “desintoxicarse” o para agregar más nutrientes a sus dietas. Suelen consumirse en ayunas para bajar de peso, ganar energías y alcalinizar el cuerpo, entre otros objetivos. Es indiscutible lo increíblemente saludables que puede ser el jugo de la fruta recién exprimida porque contiene la mayoría de las vitaminas, minerales y antioxidantes presentes en el alimento en su estado natural.

Secretos jugosos. Independientemente de cómo se obtengan, eliminan la mayor parte de la fibra soluble e insoluble incluidas en la cáscara y la pulpa de las frutas y verduras. El líquido resultante es lo que contiene la mayoría de las vitaminas, minerales y antioxidantes. Pero ¡atención!, si bien el jugo puede ayudar a consumir más vitaminas y minerales, la fibra es fundamental para la regulación gastrointestinal y para aportar sensación de saciedad. Y como si esto fuera poco, se demostró que consumir una dieta alta en fibra reduce el riesgo de diabetes, enfermedad cardíaca y obesidad.

Los métodos de jugos varían, desde exprimir fruta manualmente hasta los exprimidores motorizados más comúnmente usados y jugueras eléctricas que prensan la fruta o la verdura y separan cáscara, pulpa y semillas por un lado y jugo por el otro. Cuando las frutas pierden la fibra, dejan de ser un sólido, por lo que no tienen ninguna posibilidad de generar saciedad. Se puede decir que van directo a la sangre sin realizar ningún proceso digestivo, pierden también su capacidad de “llenar” y al poco tiempo de beber el jugo, tendremos hambre.

Cuando se come una fruta, la fibra que posee ayuda a disminuir la velocidad de absorción de su azúcar, evitando su rápido ingreso a la sangre. Cuando tomás jugo, en cambio, el golpe de azúcar es inmediato, lo que puede generar picos de insulina y, si lo hacés en gran cantidad y a largo plazo, los picos de insulina pueden contribuir al aumento de peso, la diabetes tipo 2 y otros problemas.

Una naranja de 100 gramos contiene nada más que 50 calorías, pero para tomar un vaso de jugo harán falta al menos tres naranjas y a qué no saben qué: ese vaso tendrá 150 calorías, pero no ofrecerá la cantidad de fibra alimentaria ni generará saciedad que una sola naranja. Y además, las vitaminas y minerales de las frutas se pierden en minutos cuando se convierten en jugo como consecuencia de la oxidación y la exposición a la luz.

Por todas estas razones es mucho más recomendable comer la fruta que tomar solo su jugo. La Universidad de Harvard recomienda sólo medio vaso de jugo por día. Como alternativa al jugo es preferible optar por un licuado que se hará con la fruta entera (incluida la cáscara de aquellas que lo permitan como la manzana, la pera o el durazno), agua o leche y edulcorante.

Por eso, si bien es visualmente atractiva la moda de los “juicers”, tiene sus contras. Es lindo compartir las recetas de los juicers y disfrutar de un super jugo cada tanto pero se deben espaciar en el tiempo y dejarlos para ocasiones especiales. A la fruta entera no debería reemplazarla ninguna moda.

Comentarios

No comments

Sorry, the comment form is closed at this time.